viernes, 31 de agosto de 2012

Episodio 25 - Sun Wukong


Viaje al Oeste es una obra representativa de todo un pueblo en la que intervienen diversos creadores hasta cristalizar como narración estructurada y plena de sentido, probablemente gracias al novelista y poeta Wu Cheng'en, durante la dinastía Ming. En ese aspecto se puede comparar con la Ilíada y la Odisea, epopeyas griegas tradicionalmente atribuidas al aedo Homero. Otras novelas clásicas de conocimiento general que se arraigaron firmemente en la cultura popular china, serían: El romance de los Tres Reinos, La investidura de los dioses, En los márgenes del agua, El sueño del pabellón rojo y El ciruelo en el vaso de oro.

Siempre creí que Sūn Wùkōng era un personaje secundario en la historia de proporciones épicas y que su popularidad asentada en Asia comparable a personajes tales como Don Quijote, Mickey Mouse, Pikachu, etc. le había restado protagonismo a Chen Hsüan-Tsang, también conocido como el Maestro Tripitaka. Pero, resultó ser que la obra no consta solamente de una versión ficticia con trasfondo mitológico y religioso de la trascendente peregrinación a la India del monje budista traductor, impulsado por la búsqueda de los textos originales del budismo escritos en sánscrito, así como se plantea en diversas adaptaciones, sino que, los primeros capítulos comprenden el nacimiento del mono revoltoso, sus esfuerzos por alcanzar la inmortalidad, sus travesuras en el Cielo, su enfrentamiento con el ejército celeste, su miserable derrota ante el patriarca budista Tathāgata o, simplemente Buda, quien lo confina a las raíces de la Montaña de las Cinco Fases, manteniéndolo cautivo durante varios siglos, entre otras vicisitudes más, antes que los cinco paganos fueran reunidos por la Bodhisattva Kwang-Ing y emprendieran juntos el conocido periplo de redención, superando con éxito las ochenta y un adversidades en total.




Bueno, antes que comiencen a rechistar haciendo sonidos guturales y se les desprenda la piel a pedazos por leer un poco de cultura china, les tengo el agrado de decir que para esta ocación me engullí completa la susodicha extensa novela, para así desentrañar a cabalidad la repercusión en el mundillo de los vídeojuegos, y por supuesto, también para relatar con propiedad cada línea de la analogía. Entonces, una vez dicho esto, vamos estrepitosamente con el primer y gran título conocido en cuestión:



Al comenzar se muestra la secuencia de un guerrero demoníaco secuestrando a tres de los peregrinos; a la bestia acuática Shā Wùjìng del Río de Arena que en Japón se le atribuye tradicionalmente la apariencia de un kappa, al príncipe dragón del Palacio del Océano Occidental que por petición de la Bodhisattva se transforma en caballo y por último al famoso monje budista Hsüan-Tsang de Chang-An, capital de la dinastía Tang. Cabe mencionar que el acontecimiento es un mero invento para el vídeojuego, y sin duda, influenciaría más tarde al conocido Makaimura (1985), entre otros títulos de la compañía que, sin necesidad de texto, dejan expuesta la razón de la travesía.


Entonces, los protagonistas indemnes que continúan en el viaje serían SonSon y TonTon, criaturas antropomórficas con aspecto de mono y cerdo, que como podrán imaginar, corresponden al homólogo del Rey Mono Sun Wukong de la Montaña de las Flores y Frutos, y del guerrero renacido como cerdo Zhu Bajie (más tarde conocido como Zhu Wuneng, una vez que acepta la senda budista) de la aldea Gao. Ambos equipados con su respectiva y característica barra de hierro y tridente. También hay que señalar que al perder una vida, regresan de vuelta a la acción montados en la nube sagrada, que sería el medio de transporte común entre las eminencias.


Finalmente, después de comer diversas frutitas, avasallar al enemigo y dejar la vida mundana en el trayecto, llegas al paraíso occidental Sukhāvatī donde reside el mismísimo Buda, quien te recibe entregándote la preciada escritura sagrada de 30.000 puntos. Pero díganme, ¿qué sucedió con los peregrinos secuestrados?  —Vaya uno a saber. 


Al parecer era mucho más importante proseguir con la propuesta proferida por Kwang-Ing de viajar al Oeste, y aunque ciertamente parezca desconcertante, ahí aparecen celebrando en el final, como si alguien se hubiera tomado la molestia de rescatarlos. Después de la congratulación, la rueda de la transmigración continúa y todo comienza de nuevo, para así seguir sumando puntos hasta que la dificultad acabe contigo —típico de la época.


Este clásico de arcade cuenta con una secuela exclusiva para la consola PC-Engine:


La historia va prácticamente de lo mismo, pero esta vez sin el caballo que cabalga a dos patas, sin la opción de un segundo player cooperativo y con la inclusión de muchísimas más referencias. También es importante mencionar el cambio abrupto con respecto al género o jugabilidad original, rescatando algunos elementos característicos de su precedente y asemejándose más al conocido y clásico, Black Dragon (1987).


En el afán de rescatar a Hsüan-Tsang (Sanzō) encontrarás en el camino a los peregrinos que supuestamente habían sido secuestrados por la silueta enigmática, quienes te ayudarán a hacer más llevadera la travesía —lo sé, es sobrecogedora la inconsecuencia. En este caso, TonTon (Hakkai) que presenta su tridente de nueve puntas más definido, te ayuda a mejorar el Rú Yì Bàng (Nyoibō) o la famosa vara de hierro complaciente de trece mil quinientos jīn de peso (8.100 kg.) que crece a voluntad y puede desbaratar de un sólo golpe incluso hasta a las deidades más belicosas, bueno, acá simplemente es una vara que conserva los extremos dorados de su referente, con la característica peculiar de transmutar en otras armas de mayor envergadura.


El adversario de la primera fase podría tratarse del Tigre de la Vanguardia, el primer enemigo relevante que aparece una vez emprendida la dichosa travesía con el monje. Pero no coincide plenamente con la descripción, porque se le menciona equipado con dos cimitarras de cobre, además, por su cualidad de esbirro no creo le hayan prestado mayor importancia.


El adversario de la segunda fase es sin dudas el Niño Rojo (Kōgaiji), hijo de Gyūmaō y tiene la habilidad de invocar al fuego imperecedero de Samādhi.


El adversario de la tercera fase es el Falso Sun Wukong, un macaco especial de seis oídos con la habilidad de transformarse. En la novela es común de ciertas criaturas la transformación en objetos u otros seres, y este impostor con su falsa apariencia le causa muchos estragos a los peregrinos, pero es derrotado finalmente por el mono verdadero.


Los adversarios de la quinta fase son los Supremos Reyes del Cuerno de Plata y del Cuerno de Oro. Debo decir que en el cuadro de texto original, el rey con cuerno plateado se presenta a sí mismo como Ginkaku Dai (ぎんかくだいおう), ciertamente, hay que estar dispuesto a lidiar hasta con las incongruencias provenidas de la traducción misma.


El adversario de la sexta fase es la inmortal conocida como la Princesa del Abanico de Hierro (Rasetsujo), esposa de Gyūmaō y madre de Kōgaiji, portadora del Bājiāo Shān (Bashō sen); un abanico con características mágicas que, cuando lo sacude una vez, se apaga el fuego; si lo hace dos veces, se levanta el viento, y a la tercera empieza a llover.


Finalmente, se revela la identidad del enigmático enemigo secuestra peregrinos, y no es otro, que el temible Rey Demonio con apariencia de toro antropomórfico, Gyūmaō.


Después de rescatar al monje budista pan de cada día en la novela— llegan en patota a la capital del cielo a recibir los diversos vinayas, śāstras y sūtras escritos en quince mil ciento cuarenta y cuatro rollos, que tanto anhela Buda difundir por los cuatro grandes continentes; Purvavideha del Este, Uttara-kuru del Norte, Aparagodaniya del Oeste y Jambudvipa del Sur. Hay que decir que el vídeojuego no salió de Japón, y, en la fan-traducción disponible todos los personajes son llamados por su equivalente japonés de Viaje al Oeste, incluyendo a SonSon (Gokū).




'Empieza el largo viaje...' Así a modo de advertencia comienza Ganso Saiyūki: Super Monkey Daibōken uno de los tantos desastres de renombre concebidos para Famicom. El juego es una trampa mortal, tienes que indagar por cada recoveco del mapa sin orientación ni nada que te indique como encontrar la puerta que yace oculta, y peor aún, no todas las puertas sirven para avanzar, mientras sometido escuchas la música desgarradora y deambulas por el trabajo de sprites más horripilante que se pueda constatar. Un aspecto rescatable es la noción del tiempo que transcurre en un ciclo abrupto de día/noche, impresionante para su época a pesar de lo burdo del efecto, pero, sólo incrementa la dificultad del martirio porque hay puertas que sólo aparecen en determinado momento.


La travesía empieza con Hsüan-Tsang, Sun Wukong Yulong transformado en el brioso corcel blanco, para luego encontrar en el mismo orden la ayuda de Zhu Bajie y el Bonzo Shā, lo cual concuerda plenamente con la historia una vez que se emprende el viaje. Y al parecer los escasos enemigos que hacen frente en una pantalla side-scrolling al estilo de Zelda II: Adventure of Link (1987) también concuerdan con el orden, pero no podría asegurarlo, no son sencillos de identificar y tampoco pude revisarlo en conformidad, no merecía seguir flagelándome.


Por lo demás, este kusoge miserable no fue respetado ni por su creador:


El hilarante mensaje oculto encontrado en la ROM, dice:
TranscritoTraducido
デザイナーなかじま かおる。
1960アイチケン トヨカワ市うまれ.26才。…
おまんこ.なめてぇーよぅ
エッチする女ノ子がほしいチツちゃん、クリちゃん、スキ!スキ!
Designer: Kaoru Nakajima
26 years old, born 1960 in Toyokawa City, Aichi Prefecture. ...
I wanna lick your pussy!
I want a perverted miss. I like vagina and the clitoris!



Corresponde a una de tantas versiones alternativas de Wonder Boy: Monster Land (1987), pero con la particularidad de estar inmerso en el mundo de Viaje al Oeste, como así lo indica explícitamente el título Saiyūki World (西遊記ワールド), literalmente 'El mundo de Viaje al Oeste'. Cabe señalar que la franquicia Wonder Boy desde sus inicios ha sido codiciada por diferentes compañías, como en el inaudito caso conocido de Takahashi Meijin no Bōken Jima (1986) desarrollado por Hudson Soft, por lo que, no importando el cómo, muchas de las plataformas populares de la época obtuvieron su versión respectiva.


Al comenzar se muestra una secuencia en donde todos los seguidores de Buda  terminan desapareciendo, y como es de esperar, una vez comenzada la travesía debes rescatarlos a todos. Dado que en la novela el Rey Mono tuvo que salvar en variadas ocasiones al monje budista desde la misma guarida de temibles monstruos, se puede decir que el propósito de la travesía guarda cierta relación con la temática, sin embargo, se sabe de antemano que no hay más pretensión que ser el equivalente oriental del ambiente medieval y fantasioso en que se desenvuelve el original Wonder Boy: Monster Land de arcade.


Durante la vaga intención o excusa de conservar la temática, se puede distinguir a la Princesa del Abanico de Hierro y a la Calabaza Rojiza perteneciente a los hermanos del cuerno plateado y del cuerno dorado, entre otras figuras engorrosas o demasiadas abstractas que no valen la pena señalar.


En la secuela hay que buscar seis esferas desperdigadas por seis distintas locaciones con sus respectivos jefes, y al hallarlas, cada una te entregará una habilidad en particular que te ayudará con la dificultosa travesía. En esta ocasión le otorgaron el característico báculo sagrado, pero en general, nada guarda relación con la temática, como así lo demuestra la versión occidental Whomp 'Em que sólo le bastó con reemplazar al mono protagonista por un aborigen americano.


Existe una diversa cantidad de títulos basados en Viaje al Oeste, sin embargo, sólo me voy a limitar a nombrarlos, debido a que no guardan mayor relación con la temática por estar basados libremente en el relato original, como para revisarlos. Algunos de estos ejemplos son:

Saiyu Gōma Roku | China Gate (1988)

Chuuka Taisen | Cloud Master (1988)

Famicom Mukashibanashi: Yūyūki (1989)

Wucom Legend | Legend of Wukong (1996)















Para terminar, quiero compensar todo ese tiempo que pasé encerrado en mi cubículo leyendo fervientemente las aventuras y desventuras de Sun Wukong, con un vídeojuego particularmente basado en la novela y que contenga un sin fin de referencias a revelar. ¡Prepárense!. 


Fue parte de la camada de los primeros títulos en aparecer para la popular PGM (PolyGame Master) de la compañía IGS, infamadamente conocida como la NeoGeo MVS taiwanesa. En verdad llega a ser portentosa la primera impresión de escuchar los sonidos distintivos del repertorio de SNK en este entretenido y colorido Beat 'em up. 

Descartando, claro está, la traducción escueta y engorrosa del chino mandarín al inglés, y también el hecho repentino de que una montaña cobre vida y se trague al monje budista, se puede decir que la historia y recorrido se apegan bastante al relato original, en comparación con cualquier otro título alusivo. «El viaje a la India comienza el día decimosegundo del noveno mes del año decimotercero del período Chen-Kwan de los Grandes Tang».


El monje Tsang es la reencarnación del venerable Cigarra de Oro, segundo discípulo de Tathāgata. Un hombre virtuoso que se dedicó empedernidamente a la ascesis durante más de diez existencias seguidas, por lo que se tiene la creencia banal de que al consumir su carne, cualquier criatura no importando su condición demoníaca, obtendrá una vida longeva, sin ningún mérito más a cambio. «Sería la razón de peso para que requiera constantemente la asidua protección de sus discípulos poco agraciados».


En lo personal me sorprende el sumo cuidado que se tuvo en respetar detalladamente los rasgos físicos de cada personaje, tanto del atuendo como de las armas, incluso se enfatizan algunas de las características peculiares de la personalidad, como por ejemplo, la estupidez redomada de Zhu Bajie, el pueril comportamiento de Sun Wukong, el voluble carácter de Hsüan-Tsang, etc. Sólo difiere en el reemplazo del aspecto temible y desharrapado de los discípulos que suele infundir temor y desconfianza en la gente, en contraste con la remilgada apariencia de su maestro, por un aspecto más amigable. Hay que señalar que la hermana de Yulong nunca forma parte del grupo de paganos, de hecho, es un mero agregado del vídeojuego.


La primera escena corresponde a la Caverna de la Flor de Loto enclavada en la Montaña Altísima (平頂山 蓮花洞) donde moran los hermanos del cuerno plateado y del cuerno dorado, poseedores de cinco de los tesoros mágicos de Lao-Tse (personaje histórico), los cuales serían la espada de las siete estrellas, el abanico de hojas de palma, el jarrón de jade puro, la calabaza rojiza y la cadena de oro.


Aquí tenemos a Sun Wukong montado en la mencionada nube voladora que puede recorrer distancias remotas en cuestión de segundos. Entonces, ¿por qué no le facilitan el traslado a su Maestro? Cavilación frecuente. Porque según se cuenta, no pueden cargar a nadie en el traslado y además comprenden que la peregrinación es para acumular méritos.


El Supremo Rey del Cuerno de Plata con la espada de las siete estrellas.

El Supremo Rey del Cuerno de Oro con la calabaza rojiza, junto a su ejército demoníaco. Tanto en la novela como en el juego tienen que enfrentar a hordas de demonios cuando visitan la  guarida de poderosos monstruos.

Los hermanos no eran más que jóvenes taoístas convertidos en monstruos por la Bodhisattva de los Mares del Sur con la intención de castigarlos y disponerlos como una de tantas pruebas. En la imagen se ve al alquimista Lao-Tse quien finalmente recupera los tesoros perdidos y se lleva de regreso consigo a las Regiones Superiores a ambos usurpadores.


La segunda escena corresponde a la Caverna de la Nube de Fuego a orillas del Arroyo del Pino Seco (枯松澗 火雲洞) donde mora el Niño Rojo que ostenta el pomposo título de Gran Rey Niño Santo. Durante más de trescientos años se entregó a la práctica de la virtud en la Montaña del Fuego Imperecedero, tiempo en el que alcanzó la perfección del fuego de Samādhi.


Otra característica común de la morada de los monstruos es anteponer un monolito de piedra en la entrada inscrito con la descripción del lugar.


El Niño Rojo hijo del monstruo toro portando la lanza flamígera.

Al verse incapaz de doblegar a tal implacable contrincante, Wukong acude a la ayuda de la compasiva Bodhisattva Kwang-Ing quien accede a someter al Niño Rojo, convirtiéndolo en discípulo y fijándole cinco argollas doradas repartidas por el cuerpo; cuello y extremidades, de función similar a la diadema constrictiva que porta el mono heroico en la cabeza. En realidad se tratan de tesoros con sus respectivos conjuros entregados por Buda para regular el comportamiento indómito y pendenciero de su portador, de un total de tres.


La tercera escena corresponde al Monasterio de la Profunda Sabiduría asentado en el Reino de La Carreta Lenta (車遲國  智寺) a los pies de la montaña Chung - An, donde moran tres inmortales:


Te piden registrar el nombre al igual que en el Dungeons & Dragons de Capcom.

 Gran Inmortal de la Fuerza de Ciervo.

Gran Inmortal de la Fuerza de Cabra.

Gran Inmortal de la Fuerza de Tigre.

La muerte de estos bichos está cambiada; el ciervo muere destripado, la cabra freída en un caldero con aceite y el tigre degollado. Producto de retar al astuto mono en una serie de pruebas o prácticas mágicas del dominio del cuerpo.


La cuarta escena corresponde a la Mansión de la Gran Tortuga Marina Blanca en las profundidades del Río que llega hasta el Cielo (通天河 水), usurpada por un monstruo-pez. 


En el monolito debiera de decir 'Río que llega hasta el Cielo', y los caracteres a un costado, 'posee una anchura de más de ochocientos kilómetros, que muy pocos han logrado cruzar'.


El enemigo es un monstruo-pez con un mazo de bronce rojizo que se hace llamar El Gran Rey del Poder Milagroso. Originalmente corresponde a un pez dorado del estanque de loto que solía subir a la superficie a escuchar con atención las enseñanzas que imparte la Bodhisattva en la Montaña Potalaka, hasta que un día alcanzó un estado de perfección y se hizo valer de sus propios artilugios para hacerse pasar por un dios y causar los estragos pertinentes.


Esta historia es similar a la travesía del Río Negro, e incluso concluye de la misma manera; un dios tortuga que en muestra de agradecimiento por recuperar su palacio erigido en las profundidades se ofrece como medio de transporte, permitiendo vadear kilómetros de agua turbulenta. Esto puede indicar que los relatos orales o teatrales recopilados en la novela, fueron adquiriendo cambios hasta conformar una versión propia y sesgada de la fuente original.


La quinta escena corresponde a la Caverna de la Tela de Araña situada en la cordillera del mismo nombre (盤絲嶺 盤絲洞) donde moran siete arpías que suelen chapotear en el Arrollo de la Purificación.


Esta escena comienza con una breve intro en donde se ve que raptan al monje vegetariano, y por lo demás, no sería la primera vez que se somete a prueba su carácter voluble y la condición casta.


El enemigo es conocido como el Diablo de los Cien Ojos del Templo de la Flor Amarilla, amigo de las monstruos arañas.


En la novela las mujeres arácnidas son débiles y son las primeras en caer, pero aquí sucede todo lo contrario.


Wukong acude a la ayuda de La Bodhisattva de la Caverna de las Mil Flores, también conocida por el honorable nombre de Pralamba, quien finalmente somete al enorme ciempiés de muchas pupilas de casi siete metros de largo. Debo decir que la batalla campal se llevó a cabo en el Templo de la Flor Amarilla.


La sexta escena corresponde a la Caverna del Camello - León situada en la cordillera del mismo nombre (獅駝嶺 獅駝洞), en donde moran tres monstruos: Gran Aguila Dorada, Elefante Blanco de colmillos amarillos y León Verdoso.


La provocación pueril es un recurso frecuente de Wukong para divertirse e irritar el orgullo temperamental y quisquilloso de las bestias antropomórficas.


Otro recurso frecuente es la metamorfosis de sus pelos al soplarlos, que pueden ser transformados en seres vivos u objetos, los que recobra sacudiendo ligeramente su cuerpo.




Abatido por la situación adversa y sin salida inmediata de su Maestro y hermanos, Wukong acude a la ayuda del mismísimo Patriarca Budista quien trae consigo a los maestros de las bestias; Manjusri y Visvabhadra. Finalmente fueron sometidas en el Reino del Camello - León.


La séptima escena corresponde a la Caverna Sin Fondo enclavada en la Montaña Atrapador del Vacío (焰空山 無底洞), donde mora el espíritu de la atractiva mujer-rata.


Nuevamente lo raptaron de improviso para seducir y copular; cualquiera diría que la apariencia remilgada y los ademanes recatados son en medida atractivos irresistibles para las arpías.


El menú desplegable en plena acción también es una característica que comparte con Dungeons & Dragons, entre otras más. Lamentablemente, la descripción de los ítemes está en chino mandarín, como para señalarlos y descifrarlos en conformidad. 


Al monje no lo mantienen cautivo de esta forma, sino que lo tratan casi como a un rey, debido a que la mujer monstruo deseaba desposarse animosamente con él y celebrar la esperada boda. En general todo lo que sigue es un invento; tampoco se convierte en una bestia, hasta en el combate conserva su figura atractiva.



Cuando raptan por segunda vez a Hsuan-tsang, el mono Wukong encuentra en el aposento de la mujer-rata, indicios que la vinculan con dos nombres que le resultan sumamente familiares, entonces, se le ocurre la idea de acudir al Reino Celeste, en particular, a la influencia del Emperador de Jade para someter a juicio al Devaraja Li-Ching, padre responsable del monstruo. Finalmente, la mujer-rata al verse atrapada en su guarida por el Ejército Celeste, se arroja al suelo a pedir clemencia, pero de igual forma es atada y llevada a la Corte Celeste para ser inmediatamente juzgada por sus fechorías. A pesar que Wukong suele acudir a entidades superiores cuando la situación lo merita, esta vez se me hizo extraño que todo concluyera de manera formal y politicamente correcta, después de involucrarse en tantas batallas.


La octava escena corresponde a la Caverna de la Hoja de Palma en la Montaña Llameante (火焰山 芭蕉洞), o al menos eso dice los hànzi del chino tradicional. A decir verdad, la localización es confusa, pero para no entrar en detalles, les diré que esta parte coincide con la conocida ruta hostil del cordón montañoso que desprende fuego y que debieron trasponer gracias a la ayuda del Bājiāo Shān. Sin embargo, la escena esta desfasada, ya que estos acontecimientos ocurren mucho antes, específicamente entre las vicisitudes de la cuarta y quinta escena.


La breve intro indica que se está acabando la analogía.

Al parecer quisieron reservar para el gran final el enfrentamiento con Gyūmaō, alguna vez compañero de travesuras del mono Wukong, ambos constituían una banda conformada por bestias. Ni idea del por qué lo suelen de escoger como antagonista de la historia.

No quiero desanimarlos pero el enfrentamiento a continuación con el Dragón de Fuego y el Dios Toro es un mero invento del videojuego. En lo personal, se me hace extraño que la última escena no se apegue a la novela y que hayan omitido a la Princesa del Abanico de Hierro.  




Así termina la tortuosa peregrinación al Monasterio del Trueno erigido en la Montaña del Espíritu, con la premisa de buscar las escrituras sagradas capaces de redimir a los muertos y dar sosiego a los espíritus errantes, por encargo de Tai - Chung, el Gran Emperador de los Tang de las tierras del Este, y sugerido por la Misericordiosa Bodhisattva Kwang-Ing por órdenes expresas del gran conspirador Buda. El verdadero Hsuan-tsang tardó diecisiete años en regresar a China, una vez emprendido el dichoso viaje. 


El Rey Mono que en el pasado sumió al Palacio Celeste en total caos y confusión, y que ostenta el pomposo título de Gran Sabio Sosia del Cielo, también figura ya sea de forma total o parcial en otros videojuegos, tales como: World Heroes Perfect, Marvel vs. Capcom 2, Warriors Orochi II, League of Legend, Ragnagard, etc. Tal vez a futuro complemente la información con el upgrade: Oriental Legend Special, y la secuela concebida para la PGM2.


Para el próximo episodio, no se pierdan la segunda analogía de las rencillas callejeras, en una nueva revisión de títulos del género Beat 'em up.



つづく... Continuará.

4 comentarios:

emoticons returns dijo...

La primera imagen del Son Son 2 me recordo mucho a Adventure island.

Muñekita Cat dijo...

Hola!! tu blog está genial, me encantaria afiliarlo en mis sitios webs y por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiarnos ambos con mas visitas.

me respondes a munekitacate@gmail.com

besoss!!
Emilia

Søusa dijo...

Por fin terminé de editarlo, hace tiempo que tenía el episodio a la mitad. Traté de incluir la mayor cantidad de referencias posibles sin saturar el texto, siempre priorizo la lectura expedita e inmersiva.

Fidel Castro Ruz dijo...

La Bodhisattva llamada Pralamba es segun la version de la novela la bodisatwa Vairaba o Bodhisattva Pilanpo, no se por que le cambian el nombre segun la traducion. Creo yo para no confundirala con el demonio Masculino del mismo nombre que aparece en el Mahabharata ya que en el viaje al oeste es una buda femenina.